Palabra bíblica necesita el pueblo de Dios